El trigo y los silos protagonizan la exposición ‘Saca las semillas al sol’

Del sábado 23 de octubre al domingo 21 de noviembre de 2021, en la sala de Usos Múltiples del Museo Etnográfico Extremeño González Santana, de Olivenza, se podrá visitar la exposición Saca las semillas al sol, de María Jesús Manzanares.

La importancia del trigo ha sido innegable a lo largo de la historia de la humanidad; no solo lo fue en el campo de la alimentación, sino también en otros, como la consolidación de núcleos urbanos, sirvan de ejemplo los silos, construcciones realizadas para resguardarlo.

Con la exposición Saca las semillas al sol,  María Jesús Manzanares Serrano nos acerca a este tipo de edificios, cuya historia vivió de cerca, pues su padre fue director y responsable de la gestión de los construidos en Cabra, Roda de Andalucía, Malpartida de Plasencia, Serradilla, Ciudad Rodrigo etc. Como dice Michael Heubert «Los silos y su mundo han sido el marco de crecimiento de la niña María Jesús, el trajín de los carros cargados de grano (…), y ese peculiar olor que se desprende del trigo almacenado».

Mª Jesús Manzanares

María Jesús expone una muestra de diferentes clases de trigo que reunió su progenitor a lo largo de su vida profesional, cada uno en su probeta, que vienen a significar ”detrás de su pared de cristal, la poética evocación del futuro germen de innumerables campos de trigo”. Un patrimonio vinculado a la agricultura.

Para completar la exposición, a esta selección de granos, se unen algunos sacos utilizados para su transporte, aperos y hojas de registro, donde se recogía el día a día del trabajo en el silo, y que María Jesús decora con dibujos.

La muestra nos invita a reflexionar sobre la utilidad de unos edificios que, desde la década de los años cuarenta, marcaron la vida de los pueblos y sus habitantes; construcciones cuya memoria debemos recuperar y conservar.

Aperos, sacos de lino y cáñamo, probetas… encuentran en el Museo Etnográfico Extremeño González Santana, un espacio en el que convivir con piezas hermanas: medidas, arados, trillos, serones, telar…

Arte y conciencia social se dan la mano en ‘Frágiles’, de Damián Retamar

Del 21 de octubre al 28 de noviembre de 2021, en la sala de Actividades Alternativas del Museo Etnográfico Extremeño González Santana, podrá visitarse la exposición FRÁGILES, de Damián Retamar, creada en 2019 en torno a distintos tipos de fragilidad que conviven en nuestra sociedad: inmigración, familia, pobreza, fauna en peligro de extinción, infancia…, y que la pandemia ha puesto de manifiesto lo frágil que podemos ser al dolor, a la tragedia humanitaria. Las obras se encuentran realizadas con técnica mixta. Diferentes materiales que mezcla con óleo con objeto de conseguir diferentes texturas. En FRÁGILES, el soporte es el cartón que proviene de contenedores de reciclaje, con el fin de reforzar el mensaje de fragilidad, a lo que se suma la palabra frágil o muy frágil, que suele aparecer sobre ellos; otros elementos son tierra recogida del yacimiento arqueológico de EL Turuñuelo (Guareña) y el ajo para eliminar bacterias y fijar la pintura.

Se completa la exposición con pequeños textos redactados por Carmen Posadas, el chef José Andrés, Joaquín Sabina, Luis Pastor, Amancio Prada, Cristina Almeida, Padre Ángel, Pepe Viyuela, Joaquín Araujo…

Un arte con conciencia social que nos invita a pensar, en el momento actual, lo vulnerable que somos los seres humanos y el mundo que nos rodea. Detrás de todo ello, trascendiendo lo artístico, hay un claro interés educativo.

Damián Retamar posa junto a algunas de las obras de «Frágiles»

Damián, natural de Guareña (1960), desde pequeño sintió predilección por la pintura. Estudió en la Escuela de Artes y Oficios de Madrid. Se considera un amante de la naturaleza, temática que refleja continuamente en sus obras. Como pintores que le han servido de referencia enfatiza en El Greco, Velázquez, Goya, Rembrandt, Giacometti, Tapies, Barceló…

El autor se muestra orgulloso de su obra, destacando los grandes murales realizados para homenajear a Luis Chamizo, que se encuentra en Guareña, el realizado para la parroquia del Sagrado Corazón, de Alcorcón o el último, de 5 metros de ancho y 2 de alto que se expone, de manera permanente, en el Museo de la Ciudad de Badajoz, Luis de Morales, desde febrero de 2021, dedicado a homenajear a las víctimas de la pandemia.

‘Pastores de Olivenza’, fotografías de Antonio Veiga, en el Museo

Del viernes, 17 de septiembre, al 17 de octubre de 2021, en la sala de Actividades Alternativas del Museo Etnográfico Extremeño González Santana, se podrá visitar la exposición Pastores de Olivenza, de Antonio Veiga.

 

Extremeño orgulloso de su tierra, con raíces portuguesas y natural de Olivenza, desde pequeño ha tenido un contacto muy directo con el pastoreo. Durante las vacaciones y los fines de semana, cuando no tenía que atender a sus obligaciones escolares, ayudaba a sus padres a cuidar los animales. Han sido numerosas las tardes de verano que ha pasado pastoreando ovejas o vacas con la ayuda de su perro Pepe.

Sus primeros contactos con la fotografía surgieron, como la de muchos aficionados, fotografiando lo que le rodeaba con la cámara que le regalaron en su Primera Comunión.

Tras un periodo alejado del pastoreo y la fotografía, regresó a sus orígenes.  En 2013 adquirió su primera réflex; en 2014, viaja a Madrid donde estudia dos años de fotografía en la Escuela Superior de Comunicación, Imagen y Sonido donde inicia el contacto con el mundo de la fotografía artística y comienza el desarrollo del proyecto, Pastores de Olivenza, un retorno al pasado, en cierto modo un autorretrato, ya que desde que tiene uso de razón ha estado influenciado por la forma de vida que ha retratado, que le ha condicionado en su manera de pensar, actuar y sentir.

Acto inaugural de la exposición

Esta es, y ha querido que sea en su tierra, en homenaje a sus protagonistas, su primera exposición individual y la presentación de su proyecto Pastores de Olivenza.

Los Desenfoques de Inmaculada Rodríguez reunidos en una exposición

Un viaje a Chaouen, la ciudad azul de Marruecos situada en las montañas del Rif, es el origen de Desenfoques, el primer proyecto fotográfico de Mª Inmaculada González Rodríguez (Badajoz, 1964). En él muestra imágenes de personas que deambulan sin rumbo ni objetivo por espacios desenfocados.

La exposición, que se puede visitar en el Museo Etnográfico Extremeño González Santana de Olivenza desde el 10 de septiembre de 2021, reúne 16 instantáneas de una colección en la que la artista ha creado una atmósfera única tras el tratamiento por ordenador de las fotografías del viaje a Chaouen. Mª Inmaculada González ha despojado al paisaje de cualquier elemento para después colocar en ese espacio a una figura humana desenfocada que transita sola, cabizbaja, sin mirada, en ocasiones de espaldas, como una sombra.

Desenfoques reúne las tres grandes pasiones de esta artista: la pintura, la fotografía y los viajes, al tiempo que plantea una reflexión sobre la existencia, la soledad, el aislamiento, la incomunicación, la indiferencia y el individualismo a través de unos escenarios cargados de misterios, profunda melancolía y abandono.

Inmaculada González Rodríguez en el acto inaugural (10-09-21)

Inmaculada González es Licenciada en Bellas Artes en la Facultad Santa Isabel de Hungría de Sevilla (1984-89) y trabaja como profesora de Dibujo. Desempeña su labor como docente de Secundaria en el I.E.S. San Fernando de Badajoz. Su trayectoria artística se remonta a 1988, cuando expuso sus primeras pinturas en la localidad de Talavera la Real.

Desde entonces ha participado en concursos de pintura, como el Certamen de Arte del Casino de Badajoz, donde obtuvo dos primeros y dos segundos premios en diferentes ediciones.

Pero es la fotografía la que más satisfacción le produce y a la que mayor tiempo dedica. Su primera exposición individual fue en La Galería, en Badajoz (enero 2016), a la que siguieron otras en diferentes localidades de Extremadura, Huelva y Madrid. Ha formado parte del jurado del Premio Fotográfico Formas que organiza la Agrupación Fotográfica Extremeña (AFE) en mayo de 2016.

Desenfoques permanecerá abierta al público hasta el 12 de octubre de 2021.

En este enlace al programa «Hoy por Hoy», de Cadena Ser Extremadura, el Director del Museo nos habla de la exposición/

«Relato de una pandemia», exposición fotográfica de Roberto Palomo

Entre el 3 y el 31 de agosto de 2021, en la Planta Alta del Museo Etnográfico Extremeño González Santana, de Olivenza, se podrá visitar la exposición Relato de una pandemia, del fotoperiodista Roberto Palomo, que no es más que una prolongación de su fotolibro, del mismo título, presentado el 5 de julio de este año en la sala Espacio CB Arte, editado por Fundación CB.

La exposición consta de 39 fotografías con las que su autor intenta dar visibilidad a historias, de documentar lo que ocurría en Badajoz durante los primeros meses de pandemia.” El camino no ha sido fácil pues en los servicios sanitarios, cementerios y crematorios, las residencias de ancianos… no te dejaban entrar porque no querían que se mostrase ese sufrimiento”.

Roberto Palomo

A pesar de las dificultades, Roberto Palomo ha conseguido plasmar en sus fotografías la crisis sanitaria, social y económica derivada de una pandemia que, de una manera u otra nos afecta a todos. Otro de sus objetivos es el de concienciar sobre lo que está pasando, generando emociones y preguntas que buscan respuestas.

Roberto Palomo, natural de Badajoz, se graduó en periodismo y medios de comunicación en De Montfort University (Leicester) Reino Unido, completando su formación en Barcelona, México y Cuba. En 2018 comenzó su andadura como reportero independiente. Actualmente colabora como fotógrafo para el periódico El País.

Soledad Aza rinde homenaje a Pacheco a través de una original exposición

Del 6 de julio al 5 de septiembre, en la sala de Usos Múltiples del Museo Etnográfico Extremeño González Santana, de Olivenza, se podrá visitar la exposición pictórica Manuel Pacheco. Extremadura en tiempos de Soledad, con obras de Soledad Aza Contreras.

Soledad Aza

Soledad, natural de Mérida, Licenciada en Bellas Artes por la Universidad de Sevilla, en la especialidad de pintura, destaca por el realismo de sus cuadros, muchos de ellos realizados en mármol.

Manuel Pacheco

Financiada por Fundación CB, y expuesta, durante el pasado mes de junio, en el Centro Cultural Santo Domingo, de Mérida, la muestra es un nuevo homenaje al poeta oliventino Manuel Pacheco Conejo, en el centenario de su nacimiento.

Soledad, tras desmenuzar verso a verso algunos poemas de Pacheco, ha dado vida, con sus pinceles, a 14 bandejas de porcelana donde, con su habitual sensibilidad, ha conseguido plasmar en edificios y paisajes parte del ideario del poeta.

/

La vida a destajo: eslabones en la historia de la mujer

Del 1 de julio al 5 de septiembre de 2021, en la Sala de Actividades Alternativas del Museo Etnográfico Extremeño González Santana, se podrá visitar la exposición La vida a destajo: eslabones en la historia de la mujer, organizada por Centro de Estudios Agrarios de la Consejería de Agricultura, Desarrollo Rural, Población y Territorio, y que cuenta con la colaboración de la Consejería de Cultura, Turismo y Deporte de la Junta de Extremadura.

La muestra, que nos acerca a los diferentes roles asignados a la mujer a lo largo de la historia, tiene como objetivo reivindicar el trabajo femenino y visibilizar su lucha por la igualdad en todos los campos. Se estructura en 12 secciones, mostrando útiles que han perpetuado, como eslabones de una cadena, la dedicación de las mujeres a ciertas tareas, tanto en el ámbito rural como en el urbano, relegándolas al auxilio social, reproducción, crianza y otros trabajos domésticos.

La exposición, que ha viajado por Zafra, Don Benito, Plasencia y Badajoz, incluye en sus paneles textos e ilustraciones procedentes de archivos y museos de la capital pacense, fondos del Museo Nacional de Arte Romano de Mérida y se acompaña de piezas del Museo Etnográfico Extremeño González Santana.

El artista plástico portugués Carlos Godinho en el Museo

Del 28 de mayo al 4 de julio de 2021, se pudo visitar en la Sala de Usos Múltiples del Museo Etnográfico Extremeño “González Santana”, la exposición INp@r #IN por Aqui retorno…|como do outro lado|, del artista plástico portugués Carlos Godinho.

Carlos Godinho

Nacido en São Lourenço de Mamporção, se licencia en la especialidad de Educación Visual por la Escuela Superior de Portalegre; posteriormente asistió a la Facultad de Bellas Artes de Lisboa y realizó un máster en Sociología por la Universidad de Évora. En su currículum cuenta con más de cien exposiciones individuales y colectivas en Portugal, España, Francia, Estados Unidos, Italia, Brasil e Inglaterra.

No es la primera vez que Carlos Godinho expone en nuestro Museo; la primera, del 15 de noviembre al 15 de diciembre de 2013, nos visitó con AMinha Mãe Amassa o Pão, donde rescata, para la pintura, poemas del libro, del mismo título, de António Simões; en este mismo año participó en dos colectivas que tenían como temática a bilha, cántaro típico de Estremoz, y presépios de la misma ciudad.

La exposición INp@r #IN por Aqui retorno…|como do outro lado| se compone de veintidós obras, de carácter surrealista, que presentan inspiración diversa: una ventana, símbolo de apertura a otras realidades, a situaciones insólitas, la mujer, el vino, tradiciones…, pero todas con un nexo común, el patrimonio cultural del Alentejo.

La cerámica de Sebastián Valerio Castillo en la exposición ‘Artesanía de Olivenza’

Del 31 de marzo al 16 de mayo de 2021, se pudo visitar en la Sala de Usos Múltiples del Museo Etnográfico Extremeño “González Santana”, la exposición Artesanía de Olivenza, del oliventino Sebastián Valerio Castillo.

Sebastián posando ante una de sus obras

Sebastián Valerio Castillo, natural de Olivenza, descubre su vocación ceramista durante el desarrollo de un curso de azulejería, convocado por el Excmo. Ayuntamiento de Olivenza, en 1997. Durante tres meses asimiló la técnica que impartieron dos artesanos procedentes de Caldas da Rainha.

Desde entonces y hasta ahora, se ha ido formando de manera autodidacta, disfrutando del color azul cobalto para sus paneles de azulejos, y de otras de sus dos pasiones, la restauración de piezas ya perdidas, principalmente zócalos y cenefas, y la cerámica sin torno, actividad, esta última, que viene desarrollando desde hace cuatro años.

Dos son los procedimientos que utiliza para la elaboración de sus obras de cerámica; una, mediante el estirado de la pasta en rollos, placas o bolas de arcilla, que une mediante barbotina, tipo de papilla o mezcla de arcilla y agua, de consistencia barrosa; una vez que secan, pasan al horno, cociéndolas a altas temperaturas. Otra técnica es el empleo de moldes de yeso, sobre los que se deposita arcilla líquida; posteriormente, se cuece, se decora y se esmalta.

La exposición Artesanía oliventina, que se pudo visitar en la sala de Usos Múltiples del Museo Etnográfico Extremeño González Santana, de Olivenza, del 31 de marzo al 16 de mayo de 2021, estaba compuesta de paneles de azulejos, jarrones, esculturas, rosetones, objetos de iluminación como candelabros, soportes para velas, objetos de uso doméstico como cuentos, platos, cucharones, bandejas, hueveras, y otras piezas, que combinan cerámica con madera reciclada.

Más información sobre el artista en:

Instagram: https://www.instagram.com/sebastianvaleriocastillo/

Facebook: https://www.facebook.com/sebastian.valeriocastillo

e-mail: valerio_sebastian@hotmail.com

 

El Color de la Vida vuelve de la mano de Special-Art y Kim Soler

Del 18 de marzo al 4 de julio de 2021, se pudo visitar en la Sala de Actividades Alternativas del Museo Etnográfico Extremeño “González Santana”, la exposición El Color de la Vida, encuadrada dentro del proyecto de arteterapia homónimo iniciado por Kim Soler en el centro Juan Candil de Arcos de la Frontera en 2013 y que, posteriormente, dio lugar a la Asociación Special-Art.

Esta exposición, la quinta de este artista en el Museo, mostró una veintena de retratos de un profundo realismo, a través de los cuales nos llevó a conocer los rostros de los habitantes de Bananí.

Además de las obras pictóricas, se exhibieron muebles antiguos restaurados por Kim, en los que ha dejado su impronta y talento artístico.

El Color de la Vida,   ha tenido carácter solidario y, tanto pinturas como mobiliario, estuvieron a la venta; lo recaudado se enviará a Bananí, a través de la Asociación Amafestival . El objetivo es construir, en este poblado de la República de Mali (África), un Centro de Salud y una Casa de Maternidad, además de poner en marcha otro proyecto paralelo de favorecimiento de la eliminación de prácticas rituales de escisión genital femenina.

Kim Soler en su taller

Kim Soler (1951), ingresó en la Escuela de Bellas Artes de Palma de Mallorca, que abandona poco después por su incapacidad para someterse a sistemas académicos de enseñanza, por tal motivo se puede afirmar que es autodidacta, aunque nunca ha negado la gran influencia que sobre él ejercieron artistas como Viola, Cuixart y Candelaria.

En palabras de Antoni Lledó, “Su amplio curriculum incluye más de 200 exposiciones y muestras alrededor de Europa y América y constatan, entre otras cosas, la inquietud del artista y la aceptación y reconocimiento internacional de su obra”.