Pedro Castanheira trae al Museo su exposición «Vivências de formas reinventadas»

Desde el martes 7 de mayo hasta el 30 de junio de 2019, se podrá visitar, en la Sala de Usos Múltiples del Museo Etnográfico Extremeño González Santana de Olivenza, la exposición titulada Vivências de formas reinventadas. 

Pedro Castanheira

Pedro Castanheira nace en Soure, villa del Distrito de Coimbra, en 1969. En 1994 obtiene la licenciatura en Pintura por la Facultad de Bellas Artes de la Universidad de Lisboa. Actualmente reside en Setubal.

En 2016 expuso en el Museo Etnográfico de Olivenza, junto a António Oliveira Tavares y María Leal da Costa con la muestra Três Artistas, Três Visões, Três Portugueses. 

Vivências de formas reinventadas se compone de 25 obras, óleos sobre lienzos, de temática variada.

En su pintura la escenificación es un elemento importante; el juego de luces, con diferentes focos, y la superposición de los elementos dan origen a escenas que recuerdan la teatralidad de las formas.

Sus preferencias revelan una pasión por el mundo renacentista.

Ha realizado un total de 12 exposiciones individuales, y participado en 98 muestras colectivas. Su obra se encuentra representada en varias colecciones privadas e instituciones nacionales e internacionales.

Delia Sánchez-Matas Rodríguez abre su exposición «Tintinnábulos»

Del 3 de mayo al 2 de junio de 2019, en el Pasillo de la Planta Baja del del Museo Etnográfico Extremeño González Santana, de Olivenza, se puede admirar la exposición Tintinnábulos, de la madrileña, afincada en Cáceres, Delia Sánchez-Matas Rodríguez.

Hace pocos años que Delia, al cursar estudios de alfarería en la Escuela de Arte de Mérida, descubrió su pasión por la cerámica, convirtiéndola, como ella misma dice: en mi oficio y mi vida”.

Como trabajo de fin de curso presentó la obra Decoración portuguesa sobre tintinnábulos, que resultó premiada en el certamen nacional de Escuela de Arte, premios Mestre, año 2017. En ella supo unir una pieza del museo romano de Mérida, un tintinnábulo, amuleto romano en terracota, del siglo II d. Cristo, con la decoración vidriada en blanco y azul cobalto del azulejo historiado portugués, del siglo XVIII, que tanta presencia tiene en Olivenza.

El fotógrafo Erich Sommer muestra su «Naturaleza en blanco y negro»

Desde el viernes 26 de abril hasta el 26 de mayo de 2019, se podrá visitar, en la sala de Actividades Alternativas del Museo Etnográfico Extremeño González Santana de Olivenza, la exposición titulada Naturaleza en blanco y negro. 

Erich Sommer

Erich Gustav Sommer nació el 26-01-1925 en Teplitz (República Checa), casado con Ruth Maria Helene Sommer, de origen alemán.

Fotógrafo gráfico y vecino de Mönchengladbach (Alemania). En un viaje que realiza a Portugal, una prima de Ruth le comentó  que su hermano vivía en una aldea cercana a Olivenza. La curiosidad los atrajo hasta nuestra ciudad, más concretamente, a la aldea de Santo Domingo de Guzmán.  Se queda prendado de las tierras extremeñas y, en 1972, adquiere unas casas en dicha aldea.

Con su cámara Hasselblad 500C, que se expone en una vitrina, ha recorrido buena parte de Europa (Alemania, Grecia, Turquía, Portugal, España) para conseguir las fotos, en blanco y negro, que se pueden ver en la exposición. Con ellas nos acerca a la vida de diferentes insectos: mantis religiosas, saltamontes, cerambyx o escarabajo de la encina, arañas, diferentes tipos de lagartos…

Para llevar a cabo este trabajo, siempre contó con la ayuda de Ruth.

Muchas de sus láminas se encuentran en la revista sueca Hasselblad, donde solía publicarlas.

Ciclo de actividades sobre Memoria Histórica con la Exposición «El ADN de la Memoria» y el documental «El Silencio de Otros»

El sábado 6 de abril de 2019 a las 18:00 h. tuvo lugar en la planta alta del Museo Etnográfico Extremeño González Santana de Olivenza la inauguración de la exposición fotográfica El ADN de la Memoria: fosas del franquismo, semillas de memoria.

La muestra, coordinada por la fotoperiodista Laura León, reúne una selección de fotografías en blanco y negro cedidas por la asociación andaluza Nuestra Memoria, realizadas desinteresadamente por una treintena de profesionales de la fotografía y los medios audiovisuales de Sevilla y provincia que por primera vez, han retratado a los descendientes de los represaliados con imágenes de sus antepasados.

El silencio de otros fue el ganador del Premio del Público en la sección Panorama Dokumente de la 68ª Berlinale.

Tras el acto, a las 19:00 h., se proyectó El Silencio de Otros (2018), de Almudena Carracedo y Robert Bahar.

El origen de este documental, que necesitó más de siete años de trabajo, se encuentra en 2010 cuando Carracedo y Bahar vivían en Nueva York y, estudiando el legado del franquismo, tomaron conciencia del escándalo de los niños robados, que siguió practicándose incluso tras el fin de la dictadura.

Carracedo y Bahar tratan el hecho de que siga habiendo cientos de miles de desaparecidos, aún enterrados en cunetas, o que todavía haya madres que sospechan que les robaron a sus hijos sin una investigación judicial.

Estrenado y premiado en la edición 2018 del Festival de Berlín, este documental ha sido comparado con el cine de Costa-Gavras por su fuerte contenido político y de denuncia. Cuenta con el respaldo de El Deseo, la productora de Pedro y Agustín Almodóvar. Es el segundo largometraje documental del dúo formado por Almudena Carracedo y Robert Bahar, ganadores del Emmy por Made in L.A.

Al finalizar la proyección se abrió un debate moderado por la activista andaluza Paqui Maqueda Fernández, promotora de la exposición El ADN y una de las protagonistas del documental.

Alfonso Moreno documenta el proceso de reciclaje de vehículos en una muestra fotográfica

El  22 de marzo de 2019, el fotógrafo Alfonso Moreno Cayado inauguró, en la planta baja de la Torre del Homenaje del Museo Etnográfico Extremeño González Santana de Olivenza, la exposición titulada El desguace: la segunda oportunidad.

La muestra consta de 30 imágenes tomadas en Desguaces La Torre, de Torrejón de la Calzada (Madrid), tras obtener los permisos oportunos. En ella se puede ver el proceso de reciclado de un automóvil, desde su entrada en el desguace, su almacenaje en la campa, su descontaminación (extracción de líquidos, aceites…) y el desmonte de piezas que después se pondrán a la venta. Todo ello termina con el traslado, de lo que queda del vehículo, a la zona de prensado, donde se reduce a un bloque compacto que se lleva hasta la fundición.

Como se puede comprobar, todos los automóviles tienen una SEGUNDA OPORTUNIDAD, siempre que se recicle de manera correcta.

 Alfonso Moreno Cayado, madrileño con raíces oliventinas, siente gran pasión por la fotografía, como ha demostrado en las exposiciones que ha llevado a cabo en nuestro Museo en 2014, 2015 y 2018 así como en otros lugares de España.

Hasta el 21 de abril de 2019, podremos disfrutar de esta colección de fotografías que nos invitan a valorar la importancia del reciclaje en la sociedad de consumo actual.

Enrique Jiménez Carrero vuelve al Museo con la exposición »Toreros y Caballos»

Hasta el 28 de abril de 2019, se podrá visitar, en la Sala de Usos Múltiples del Museo Etnográfico Extremeño González Santana, de Olivenza,  la exposición Toreros y Caballos, del artista extremeño Enrique Jiménez Carrero

Enrique Jiménez Carrero

Natural de Granadilla (Cáceres), nace un 18 de marzo de 1953, dos años antes del decreto de expropiación del término y su casco urbano en 1955. Sus últimos moradores lo abandonan en 1964.

La familia de Enrique emigra a Plasencia. En 1973, mientras realiza el servicio militar, se presenta a ingreso y preparatorio en la Escuela Superior de Bellas Artes de Santa Cruz de Tenerife, estudios que termina en su homónima de San Fernando, en Madrid.

Además de pintar, ha realizado la escenografía de diversas obras de teatro, ilustrado libros y diseñado numerosos sellos para el Correo Español y emisiones conjuntas con otros países.

Su obra se encuentra marcada por dos períodos, el primero, de estilo hiperrealista, con constantes alegorías a su infancia, a la melancolía, al recuerdo de su tierra forzosamente abandonada; el segundo, a partir de 1999, deriva a un realismo más vivo, con juegos de profundidad, pintando el cuadro dentro del cuadro, con un aumento del contraste cromático y luminosidad.

Desde 1974 su obra se ha exhibido en más de 70 exposiciones individuales en museos, galerías y otros espacios culturales.

En el Museo Etnográfico Extremeño González Santana, se expone Toreros y Caballos, con éstos, el autor expresa la fuerza de la libertad, pues no se les ve sometidos a la cincha, a las riendas, a la doma. Sus cuadros representan una forma de pensar, de ser. Todas sus obras son una fiesta para los ojos y un estímulo para el espectador. Se trata de una pintura llena de símbolos, de argumentos que nos invita a mirar el lienzo y a dejarnos llevar por la espontaneidad.

Hoy, parte de sus obras se encuentran en pinacotecas como el Museo Fuji de Tokio y los de Bellas Artes de Badajoz, Albacete, Santander, Museo Postal y Telegráfico de Madrid, así como en colecciones públicas y privadas en España, Francia, Alemania, EE.UU, México, Colombia, Inglaterra, Italia o Qatar.

El artista extremeño Moisés Bedate trae a Olivenza una selección de su obra plástica

El  viernes 22 de febrero de 2019, el pintor  Moisés Bedate Tirado inauguró en la sala de Actividades Alternativas del Museo Etnográfico Extremeño González Santana de Olivenza la exposición titulada Capítulos. 

Moisés Bedate Tirado

Moisés Bedate Tirado nace en Mérida en 1974. Desde que vio la luz, ha convivido con lienzos y pinceles, siempre de la mano de su padre, el pintor Miguel Ángel Bedate García de Leaniz, su gran mentor.

La pasión que continuamente ha sentido por la pintura le llevó a licenciarse en Bellas Artes por la Universidad de Salamanca. En la actualidad compagina la pintura con su trabajo de Técnico Gráfico en el Consorcio Ciudad Monumental de Mérida.

Desde el 22 de febrero al 21 de abril, Moisés expone, en la sala de Actividades Alternativas del Museo Etnográfico González Santana, Capítulos, una colección de dibujos y pinturas diversas tanto en técnica como en temática. Dichas obras conforman, más que un libro, las partes de un diario en la vida del autor, ejemplos del continuo aprendizaje que es la pintura. Capítulos  son huellas de etapas, de lo aprendido, de lo errado y de lo corregido. Es, por tanto, la colección particular del artista, sus tesoros que le recuerdan el trabajo realizado y el largo camino que queda por recorrer. Como él mismo dice “con esta exposición estoy encantado de mostraros el trocito de mí que tienen todos mis dibujos y pinturas.

Más información sobre el artista en:

Blogspot

Facebook

Instagram

Exposición fotográfica »Etnias Asháninka y Matshiguenga de Perú. Recopilación de una etnografía visual».

El 8 de febrero de 2019, el investigador oliventino afincado en Perú, Cástor Saldaña Sousa, inauguró en la Sala Baja de la Torre del Homenaje del Museo Etnográfico Extremeño González Santana de Olivenza, la exposición titulada Etnia Asháninka y Matshiguenga de Perú. Recopilación de una etnografía visual.

Cástor Saldaña

El Dr. Cástor Saldaña Sousa es docente e investigador en la Universidad peruana de Ayacucho Federico Froebel, donde imparte las asignaturas de Psicología Evolutiva y Psicología Dinámica, además de estar adscrito a la línea de investigación Desarrollo Humano indagando, por un lado, “la etapa prenatal en madres gestantes del barrio de Vista Alegre del distrito de Carmen Alto, Ayacucho-Perú” y, por otro, asesorando la tesis titulada “La infancia Matshiguenga en la comunidad nativa de Mazokiato, Cuzco-Perú”.

En la exposición se exhiben 26 fotografías sobre las que, desde un marco amplio de la antropología y la psicología evolutiva y dinámica, el Dr. Cástor Saldaña Sousa hará un recorrido adentrándonos en las formas de vida cotidiana de las comunidades nativas Matshiguengas y Ashaninkas de la selva peruana.

La muestra permanecerá abierta hasta el 10 de marzo.

Alojamos la muestra «Segunda vida: reciclaje creativo», de Juan Gamino

El viernes 25 de enero de 2019 a las 19,00 h. tuvo lugar, en la Sala de Usos Múltiples del Museo Etnográfico Extremeño González Santana, de Olivenza,  el acto inaugural de la exposición Segunda vida, reciclaje creativo, del artista pacense Juan Gamino.

La muestra, que permanecerá abierta hasta el 24 de febrero, consta de esculturas elaboradas a partir de materiales reciclados, que guardan relación con los contenidos del Museo.

Juan Gamino

Juan Gamino, que  ya expuso parte de su obra durante los meses de octubre y noviembre de 2018 en el edificio Badajoz siglo XXI bajo el patrocinio de Fundación CB, destaca en aquella y en esta ocasión  sus orígenes autodidactas, que le otorgan una especial libertad creativa mediante la utilización de diversas técnicas (forja clásica, collage, lija, soldadura, talla a cincel, esculpido en piedra, ensamblajes…), mezclando materiales clásicos como el hierro, la piedra, la madera con otros no tan ortodoxos como troncos de árbol, puertas, ventanas, objetos de labranza … hallados a veces casualmente, a los que dota de una nueva plasticidad: todo vale par conseguir la idea buscada.

El artista pretende, a través de esta exposición, acercar su obra a  la ciudad de Olivenza y a sus gentes, a las que se siente muy unido por ascendentes familiares y por haber desempeñado en la localidad su labor profesional como profesor y entrenador de Educación Física durante algunos años.

En palabras de Antonio Méndez, artista multidisciplinar y miembro fundador del grupo artístico Sociedad Psicogeográfica de Salamanca, sus esculturas son increíblemente originales y referenciales al mismo tiempo, muestran su amor por la historia del arte y sus artistas.

Los collages de Pedro de las Heras visitan el Museo

Entre el 18 de enero y el 17 de febrero de 2019 podrá visitarse, en la Sala de Actividades Alternativas del Museo Etnográfico Extremeño González Santana, de Olivenza, la exposición L’AMOR-DIENDA NO TIENE ENMIENDA, de PEDRO DE LAS HERAS.

Pedro de las Heras

Natural de Badajoz, nace en la calle Castillo, en las traseras del horno de pan de sus abuelos,  frente a la Torre de la Atalaya. En el hostal de sus padres conoce a gran cantidad de personas, de toda procedencia, oficio, clase y condición, que pudieron influir en su carácter, al igual que los sabáticos de Esperanza Segura, entre los cuales estaba el poeta Manuel Pacheco.

Aprendió a dibujar de la mano de su padre y de su profesor,  Manuel Fernández Mejías,  en la Academia Central Politécnica y en la Escuela de Artes y Oficios Adelardo Covarsí.

Por aquello de que “ningún poeta debía escribir un solo verso hasta que no viviera intensamente la vida” (Carta a un joven poeta, Rainer Maria Rilke), marcha a Paris en el 68, abandona la  Universidad, viste de “romano”, emigra a Frankfurt con un mono a rayas, trabaja en la vendimia francesa, trata de ordenar su mente en Formentera, vive, trabaja y expone en Barcelona y vuelve a sus orígenes después de un largo periplo. Posteriormente, marcha a trabajar a la capital del reino, donde reside cerca del Triangulo de las Artes,  y de las galerías del Barrio de las Letras. En 2004  expone en las salas que para tal fin tienen la Caja de Ahorros de Badajoz y la Excma. Diputación Provincial. Vuelve a su ciudad natal, donde sigue buscando sinergias entre los sentimientos y la razón: selecciona, analiza y ensambla fragmentos distintos para conformar una nueva realidad plástica, el collage, auténtico motor de cambio. Hasta la fecha ha expuesto en Mérida, Cáceres, Badajoz y en distintas localidades de la Autonomía Extremeña.

Esta exposición titulada  L’AMOR-DIENDA NO TIENE ENMIENDA trata de homenajear al rebelde con causa Manuel Pacheco, un “aperitivo” de cara al centenario de su nacimiento.  “La Poesía es el ministerio de la Libertad” decía.  El primer bloque de collages  se inspira en el libro de Pacheco VERSI-CULOS SATIRICOS.  El segundo se  centra en el HOMENAJE INTIMO A MANUEL PACHECO, que los “sabáticos” Josechu, Manuel Carlos y Pedro le regalan allá por los 70.  El tercero se llama  L’AMOUR ET LA PAIX. Y el cuarto insiste en aquello de que es mejor HACER EL AMOR Y NO LA GUERRA.

Pedro reflexiona sobre realidades plutónicas, distópicos tsunamis en bucle denunciados por  el  inclasificable poeta y recupera,  para la presente exposición en el Museo de Olivenza, la siguiente dedicatoria: “Manuel Pacheco a Pedro: estos poemas escritos en una sociedad de consumo donde NUNCA SE HA VIVIDO COMO SE MUERE AHORA.  En la verdad de la Poesía. Firmado, Manuel Pacheco,  en Badajoz a 18/10/77”.